¿Conoces el trabajo flexible? descúbrelo y prepárate para volver a la oficina

¿Conoces el trabajo flexible? descúbrelo y prepárate para volver a la oficina

El 2020 fue un año de cambios y nos enfrentó a grandes desafíos, entre ellos, combinar la vida en familia, la escolarización de los hijos y el trabajo. Ahora, con vacunaciones generalizadas, estamos cerca de una nueva realidad: El cambio a trabajo híbrido, un modelo combinado en el que algunos empleados regresan al lugar de trabajo y otros continúan trabajando remoto.

Por ahora, tenemos certeza en dos cosas: El trabajo flexible llegó para quedarse y el talento de los colaboradores ha cambiado fundamentalmente. Por eso, hoy veremos los beneficios del regreso a la oficina con un nuevo modelo de trabajo, que se adapta a las recientes necesidades de las personas.

Para entender el panorama actual, hay que revisar las cifras; según el reporte anual de tendencias del trabajo realizado por Microsoft, 73% de los trabajadores en 31 países quieren continuar con el trabajo remoto flexible, 67% desea más tiempo con sus equipos de trabajo y 66% de las empresas consideran rediseñar sus espacios físicos para adaptarse al cambio.

El trabajo remoto se presentó como una alternativa de seguir en la fuerza laboral durante la pandemia, además ha creado nuevas oportunidades de trabajo, ha brindado más tiempo en familia y otorga mayor flexibilidad al momento de planear un viaje. Ahora hay nuevos desafíos y ciertas desventajas que se pueden solucionar con una vuelta a la oficina. 

Con el trabajo en casa, los equipos se han aislado y se presenta como amenaza constante el agotamiento digital, dando como resultado un 40% de la fuerza laboral global considerando cambiar de empleador durante el 2021. Es por esto que las empresas deben buscar alternativas para mantener el equilibrio entre trabajo y vida personal de sus trabajadores. Entre estas oportunidades, las organizaciones pueden apoyar a sus colaboradores con elementos esenciales para trabajar, apoyar en cierta medida sus gastos del trabajo remoto o diseñar espacios para generar el cambio a un modelo híbrido. 

Esta transformación es indispensable para generar un nuevo pensamiento en los trabajadores, quienes se sienten desconectados de su organización y de su equipo, al no tener conversaciones en los pasillos, encuentros casuales y charlas para conocer su grupo y generar conexiones significativas en la organización. Si bien el trabajo en casa han fortalecido las interacciones con nuestro equipo inmediato, ha creado una brecha con otros equipos de la organización, disminuyendo las relaciones y la posibilidad de innovar. 

El panorama es claro, ahora más que nunca las personas esperan que sus líderes se identifiquen con sus desafíos y necesidades, además las relaciones laborales más sólidas reportan mayor productividad y sensación de bienestar general. Es en este punto donde como compañía debemos tener en cuenta hacia dónde va el futuro del trabajo y entender estas claves: 

  1. Tener un enfoque reflexivo del trabajo híbrido, para atraer y retener talentos. 
  2. La disponibilidad de espacios para distintas actividades es indispensable. Necesitamos reunirnos, intercambiar ideas y experimentar la energía de los eventos personales, debe existir una combinación entre el mundo físico y digital para satisfacer las necesidades de cada equipo de trabajo.
  3. Espacios que integren la naturaleza. Mejorando y aumentando la sensación de bienestar, productividad y creatividad.
  4. Renovación del aire y opciones de ventilación, esenciales para aprovechar las corrientes de vientos y mejorar la calidad del aire. 
  5. Priorizar el bienestar físico y mental de los colaboradores, sus familiares y amigos. 

La vuelta a la oficina es una realidad, el aumento del trabajo remoto e híbrido significa que como marca o compañía debemos prepararnos, generar espacios, planes y soluciones para la nueva normalidad que enfrentaremos, de esta forma lograremos encontrar ese equilibrio que ahora piden nuestros equipos.